PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Estilo de vida

En el Miami Art Week, artista colombiana muestra la “miseria” presente en Cartagena

Ruby Rumié presenta su trabajo esta semana en Miami Art Week, que forma parte del Art Basel.

Tiempo de lectura: 1 minuto

Miami — Nohra Haime Gallery, que tiene su sede en Nueva York y es una de las galerías más importantes del mundo, eligió exhibir una exposición de un solo artista esta semana en Miami Art Week. Y Haime eligió estar en Pinta, la Feria de Arte Latinoamericano, por la artista que representa: la artista multimedia colombiana Ruby Rumié.

La propia Rumié estaba a la vista, lo cual es raro, ya que los artistas suelen tratar de distanciarse de los aspectos comerciales de su trabajo, a menudo refiriéndose a él como “el lado vulgar del arte”. Pero al estar allí, Bloomberg Línea pudo obtener una visión profunda y personal de la exhibición, que a primera vista muestra muchos retratos fotográficos de mujeres de Cartagena vestidas con largos vestidos blancos, pero se trata de mucho más que eso.

PUBLICIDAD

Rumié, quien nació y se crió en Cartagena, “desarrolla proyectos basados en la injusticia y la psicología, y el impacto de la vida moderna en la vida cotidiana de la gente común”, dijo la galería. Para esta serie, Rumié encontró a muchos de los vendedores ambulantes originales de Cartagena, todas mujeres, a quienes la gente a menudo pasaba por alto como individuos, porque los compradores miraban primero lo que estaban vendiendo y no a las mujeres mismas. “Son objetos de decoración, y quería darles una identidad y limpiarlos de ese cartel turístico en el que se han convertido”, dijo Rumié.

VER MÁS: Ni ómicron puede contra el Super Bowl del arte en Miami Beach

Si bien Cartagena es conocida por ser una hermosa ciudad colonial junto al mar, tiene su mezcla de realidades. “Hay gente adinerada en Cartagena, pero también hay miseria”, dijo Rumié. “El arte es una forma de entender la vida y hacerla soportable”, agregó.

PUBLICIDAD

En el transcurso de un año, Rumié localizó a estos antiguos vendedores, hizo que se hicieran vestidos blancos personalizados para cada uno y los invitó a su estudio, donde los hizo posar para una fotografía. Quería darles “dignidad”, dijo. La serie original constaba de 50 retratos fotográficos, pero algunos ya se han vendido, incluidos varios que fueron para un comprador “que compró una pared completa”, dijo Haime. Mi sueño es que un museo lo compre ─la colección restante─ para que más personas puedan verlo “, dijo Haime, y concluyó: “Siempre que mostramos su trabajo, toca el alma de la gente”.

TE PUEDE INTERESAR

Marcella  McCarthy

Marcella McCarthy

Periodista americana/brasilenha especializada en tech y startups con maestria en periodismo por la Medill School en Northwestern University. Cubrió America Latina, Healthtech y Miami por TechCrunch y fue fundadora y CEO de un startup Americano. Baseada en Miami.

PUBLICIDAD