Salud

Pfizer llega a acuerdo y permitirá versiones baratas de su píldora contra Covid-19

Pfizer dijo que ha firmado un acuerdo con el Medicines Patent Pool, respaldado por las Naciones Unidas, para otorgar la licencia de su píldora experimental una vez que se autorizada por los reguladores.

El logo de la farmacéutica.
Tiempo de lectura: 3 minutos

Bloomberg — Pfizer Inc. llegó a un acuerdo de licencia que permitirá a los fabricantes de medicamentos genéricos producir versiones económicas de su píldora contra Covid-19 para 95 países de ingresos bajos y medios, tras una medida similar de Merck & Co.

En un comunicado el martes, Pfizer dijo que ha firmado un acuerdo con el Medicines Patent Pool, respaldado por las Naciones Unidas, para otorgar la licencia de su píldora experimental, una vez que sea autorizada por los reguladores, a empresas de genéricos que puedan suministrarla a países que representan aproximadamente el 53% de la población mundial. Las acciones caían un 1% en las operaciones previas a la comercialización en Estados Unidos.

Ver más: Pfizer buscará aprobación para su píldora contra el Covid-19 antes de diciembre

Pfizer no recibirá regalías por las ventas en los países de bajos ingresos ni tampoco por las ventas en los países de medianos ingresos cubiertos por el pacto mientras Covid-19 esté clasificado como una emergencia de salud pública, según el comunicado.

El esperado acuerdo podría ayudar a reforzar el acceso a una nueva y potente herramienta en la lucha contra el virus. A diferencia de la exótica tecnología de ARN mensajero (ARNm) de la vacuna de Pfizer, las técnicas químicas utilizadas para fabricar las píldoras están establecidas desde hace tiempo, y numerosas empresas de genéricos pueden producirlas a bajo coste. Pfizer se ha visto sometida a una presión considerable para otorgar la licencia de la tecnología desde que anunció los prometedores resultados de los ensayos clínicos a principios de este mes.

Las altamente eficaces píldoras, que pueden tomarse al primer signo de infección, se consideran cruciales para controlar la pandemia. El fármaco de Pfizer redujo las hospitalizaciones y las muertes en un 89% en un amplio estudio de pacientes de alto riesgo, dijo la empresa este mes. Está solicitando una autorización de emergencia en Estados Unidos y ha dicho que planea buscar autorizaciones en otros países pronto.

“Son medicamentos que pueden salvar vidas”, dijo en una entrevista Charles Gore, director ejecutivo del Medicines Patent Pool. “Cuanto antes lo hagamos estar disponible, más gente no tendrá que ir al hospital y no morirá”.

Además de los países de renta baja y media baja, el pacto incluye a algunos países de renta media alta del África subsahariana, así como a los países que han pasado de la categoría de renta media baja a la de renta media alta en los últimos cinco años, según informaron Pfizer y el Medicines Patent Pool.

Merck también tiene una prometedora píldora experimental llamada molnupiravir. El gigante farmacéutico estadounidense llegó el mes pasado a un acuerdo de licencia con el Medicines Patent Pool que abarca más de 100 países de ingresos bajos y medios. Merck y su socio, Ridgeback Biotherapeutics LP, han solicitado una autorización de emergencia para su píldora en los Estados Unidos; los asesores de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) estudiarán la solicitud en una audiencia este mes.

Ver más: Merck firma acuerdo para ampliar acceso a su prometedora píldora contra Covid-19

Las conversaciones con Pfizer avanzaron rápidamente, dijo Gore, y el pacto podría permitir que los suministros lleguen a los países en cuestión de meses.

“Al igual que con el molnupiravir, estamos tratando de hacer esto lo más rápido posible”, dijo Gore. Los acuerdos de Merck y Pfizer cubren aproximadamente el mismo número de personas, dijo.

Según Gore, el grupo de patentes también está negociando la licencia de una vacuna. No quiso dar más detalles ni identificar a la empresa, pero dijo que no es un desarrollador de una vacuna de ARNm.

Ver más: Pfizer Vs. Merck: cómo se comparan las nuevas píldoras contra el Covid-19