Asia

Congestión portuaria en China se agrava a medida que se extiende el cierre de Ningbo

“Escuchamos que el retraso es cada vez mayor y la congestión es cada vez peor”, dijo Dawn Tiura, director general de la asociación de la industria logística Sourcing Industry Group.

Tiempo de lectura: 3 minutos

Bloomberg — El cierre parcial del tercer puerto de contenedores más concurrido del mundo está empeorando la congestión en otros grandes puertos chinos, ya que los buques se desvían de Ningbo en medio de la incertidumbre sobre la duración de las medidas de control por el Covid-19 en la ciudad.

En la cercana Shanghái y en Hong Kong la congestión vuelve a aumentar después de haber disminuido debido a la reapertura del puerto de Yantian, en Shenzhen, que cerró en mayo por un brote distinto. El número de buques portacontenedores anclados frente a Xiamen, en la costa sureste de China, aumentó a 24 el martes desde los 6 de principios de mes, según datos de transporte marítimo recopilados por Bloomberg.

La terminal de Meishan, en el puerto de Ningbo, se cerró la semana pasada después de que un trabajador del muelle se infectara con la variante delta de Covid-19. La terminal representa aproximadamente una cuarta parte de la capacidad del puerto, y seguía cerrada el martes, según un trabajador de la oficina de prensa, que no quiso dar su nombre ni ninguna otra información.

Se espera que las autoridades locales “reevalúen” la reanudación de las operaciones en la terminal de Meishan el miércoles, dijo CMA CGM SA en un aviso a los clientes. Si se inicia una reapertura por fases esta semana para hacer frente a los retrasos, la reanudación completa de las operaciones podría ser posible a principios de septiembre, dijo el proveedor de inteligencia logística project44.

El miércoles por la mañana no hubo novedades en la cuenta de Wechat del gobierno provincial, y la oficina de propaganda de la ciudad no respondió al teléfono.

Las mayores navieras del mundo, entre las que se cuentan AP Moller-Maersk A/S y CMA CGM SA, están dejando de lado el puerto de Ningbo tras el cierre, según Simon Heaney, director de investigación de contenedores de Drewry Shipping Consultants Ltd. Las empresas prefieren desviar los envíos a otros puertos en lugar de esperar en las afueras de Ningbo durante una cantidad de tiempo indeterminada mientras continúa el brote de Covid-19, dijo.

Algunos otros barcos están dispuestos a esperar. Había 141 barcos en un fondeadero compartido por los puertos de Shanghái y Ningbo el martes, 60 más que el número medio de abril a agosto.

“Escuchamos que el retraso es cada vez mayor y la congestión es cada vez peor”, dijo Dawn Tiura, director general de la asociación de la industria logística Sourcing Industry Group. “Los trastornos en los puertos están absolutamente relacionados. Si se compran bienes que se originan o se mueven a través de China, hay que aumentar los plazos de entrega o encontrar otra fuente de suministro.”

Este año, el sector del transporte marítimo se ha visto afectado por interrupciones que han provocado retrasos en las cadenas de transporte mundial y han llevado los precios de los fletes a máximos históricos. Los atascos han ido desde un megabuque atascado en el Canal de Suez en marzo hasta brotes de virus en el sudeste asiático y China que han reducido la productividad en los puertos.

El atasco se ha extendido a través del Océano Pacífico hasta el puerto de Long Beach, en Los Ángeles, donde más de 30 buques esperaban entrar en el puerto para descargar, según datos de Bloomberg. En otros lugares del sudeste asiático, los buques anclados en los dos mayores puertos de Vietnam se elevaron a seis por encima de la media.

“La mayoría de los puertos ya están experimentando congestiones o retrasos, por lo que cualquier volumen adicional y no atendido acumulará más presión”, dijo Heaney, de Drewry.

Con la asitencia de Yujing Liu.