Negocios

Espacios de ‘coworking’ toman impulso en medio de la reactivación en Colombia

Según JLL, la pandemia frenó el ritmo de crecimiento al punto de que Owlo puso fin a sus operaciones y otras firmas redujeron “significativamente” su inventario.

El punto de inflexión en este mercado se dio en 2016 con la llegada de WeWork, que controla un 81 % del total de metros cuadrados del inventario de espacios flexibles en este país suramericano, en donde otros de los jugadores clave son la compañía local Tinkko y Regus/Spaces, propiedad de la empresa internacional IWG.
Tiempo de lectura: 3 minutos

Bogotá — Las compañías de ‘coworking’ vuelven a tomar impulso en medio de la reactivación económica en Colombia, en donde el inventario total de espacios flexibles alcanza los 124.100 metros cuadrados y las expectativas de expansión son “muy positivas” a pesar de los retos, según especialistas del sector.

“Nunca ha habido un momento de mayor demanda de espacios de trabajo flexible”, destacó a Bloomberg Línea la gerente general de WeWork Colombia, Karen Scarpetta, quien detalló que antes de la pandemia venían implementando un plan a 5 años y desde entonces pasaron a una estrategia de crecimiento “más sostenible”.

“El 2021 será un año de consolidación para WeWork. En este momento estamos completamente enfocados en la rentabilidad y estabilidad de nuestro negocio. Conforme la situación avance, podremos reconsiderar la apertura de nuevos espacios en Colombia”, afirmó.

A propósito, Jean Baptiste Wettling, gerente de país de la firma de servicios inmobiliarios JLL, subraya que en 2020 ganaron relevancia dos tendencias que se acentuarán en los próximos tres años; la “migración a espacios de calidad (flight-to-quality) y la migración a espacios flexibles (flight-to-flex)”.

La incertidumbre que trajo la pandemia aún no se ha disipado en el mercado de oficinas. Si bien el plan de vacunación está avanzando todavía no se alcanza un nivel suficiente para que la recuperación tome fuerza. Aunque las empresas están volviendo a las oficinas paulatinamente, todavía no lo han hecho de la forma en que se quisiera. Se ha visto más dinamismo en el mercado de ‘coworking’; sin embargo, sigue en un periodo de reconfiguración.

—  Jean Baptiste Wettling, gerente de país de la firma de servicios inmobiliarios JLL

Ver más: Amazon superaría a Walmart en ventas minoristas en Estados Unidos en 2025

En el caso de Latinoamérica “se ha comprobado un aumento de la demanda en el último semestre, inclusive a niveles mayores a los meses precovid. En el caso puntual de Colombia, con un mes (mayo) de retracción debido a las protestas”, complementó en una entrevista con Bloomberg Línea el director en Co-Work LatAm para el país, Matias Marmmisolle.

Co-Work LatAm tiene cuatro locaciones en Colombia (tres en Medellín y una en Bogotá) y otras dos próximas a abrir en la capital del departamento de Antioquia entre agosto y septiembre.

Son precisamente estas dos ciudades las más activas en cuanto a espacios flexibles, según un reporte de JLL, que detalla que Bogotá representa el 64 % del inventario de oficinas del país y el 72,5 % de la oferta de espacios flexibles.

Entre tanto, la presidenta de la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol), Sandra Forero, afirmó en entrevista con Bloomberg Línea que “el mercado de oficinas se mantiene en niveles mínimos frente al contexto de los últimos años. Actualmente, el volumen de área total en proceso de construcción para el segmento de oficinas es de 665.000 m2; Bogotá, Antioquia, Atlántico, Santander y Meta son los territorios que tienen mayor incidencia dentro de la actividad vigente para este tipo de edificaciones en el país, en el resto de los departamentos la participación es del 15,4 %”.

El primer semestre, el de la recuperación

El punto de inflexión en este mercado se dio en 2016 con la llegada de WeWork, que controla un 81 % del total de metros cuadrados del inventario de espacios flexibles en este país suramericano, en donde otros de los jugadores clave son la compañía local Tinkko y Regus/Spaces, propiedad de la empresa internacional IWG.

Según JLL, la pandemia frenó el ritmo de crecimiento al punto de que Owlo puso fin a sus operaciones y otras firmas redujeron “significativamente” su inventario, aunque el mercado de espacios flexibles continuó creciendo en el primer semestre de 2021 alcanzando 28 centros operativos.

Al respecto, Marmmisolle manifestó que sí sufrieron “retraso” en las aperturas que tenían en el plan de crecimiento en Colombia, pero actualmente tienen la “posibilidad de crecer más que nunca producto a la gran demanda de flexibilidad que buscan las empresas”.

Ver más: SoftBank invertiría US$5.000 millones en financiamiento en Latinoamérica

“Hoy tenemos más de 600 miembros activos, mientras que en marzo de 2020 teníamos más de 800. En el peor momento de 2020 (agosto) llegamos a un piso histórico de 100 miembros”, comentó.

Entre tanto, WeWork Colombia tiene más de 1.200 empresas y están a poco de llegar a 10.000 miembros en el país gracias a la demanda que los efectos de la pandemia ha generado. Más de 400 empresas se han sumado a WeWork en los últimos 5 meses.

Flexibilización, clave para mantener clientes

Sobre las estrategias que aplicaron para mantener a los miembros, Marmmisolle mencionó “descuentos, congelamiento o planes más flexibles con contratos mes a mes. Decidimos llevar adelante una política caso a caso, entendiendo que no todos los sectores fueron perjudicados de la misma manera y tomamos distintas acciones”.

Una medida similar a la aplicada por WeWork, que, luego de revisar el caso y el contrato particular de cada empresa, ha “llegado a diferentes soluciones que permitieron aliviar el flujo de caja de las empresas en los momentos más críticos”.

Ver más: Start-up de ‘tatuajes por un año’ en Nueva York recauda US$20 millones

Daniel Salazar Castellanos

Daniel Salazar Castellanos

Profesional en comunicaciones y periodista con énfasis en economía y finanzas. Becario de EFE en el programa de periodismo de economía de la Universidad Externado, Banco Santander y Universia. Exeditor de Negocios en Revista Dinero y en la Mesa América de la agencia española de noticias EFE.